Latinoamérica

Guatemala. Treinta veces NO…

Nueva consulta comunitaria en Malacatancito, Huehuetenango, rechazó megaproyectos

Desde CEIBA-Amigos de la Tierra Guatemala nos comparten testimonios de la consulta que rechazó megaproyectos en Malacatancito, Huehuetenango, siendo el municipio número 29 en decir no al extractivismo minero y las hidroeléctricas, de un total de 32.

Diez años han transcurrido desde que se realizó la primera consulta comunitaria referente a mega-proyectos en Guatemala como un derecho de los pueblos indígenas de consultar previa, libre e informadamente ante cualquier situación o proyecto que amenace su territorio y la vida comunitaria.

Esta práctica histórica ha sido heredada por abuelas y abuelos del pueblo maya, plasmado en el libro Sagrado del Pop Wuj: “Se sentaron, se juntaron, unieron sus pensamientos, sus palabras y se pusieron de acuerdo, uno, dos y tres veces”.

El gobierno de Guatemala debe reconocer y respetar el derecho a la consulta comunitaria, reconocido en leyes internas como el código municipal, leyes internacionales como el convenio 169 de la OIT, la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, ya que es uno de los principios y fundamentos del sistema jurídico maya, para fijar una posición ante un problema o una realidad, cuya finalidad es el consenso para el buen vivir de los pueblos. Se hacen en el propio idioma de la comunidad y bajo los valores y principios que en ella se practican.

Basados en este derecho consuetudinario, el pasado 28 de julio, en conferencia de prensa la Asamblea Departamental de Huehuetenango y la Junta coordinadora de la Consulta comunitaria de Buena Fé de Malacatancito, del departamento de Huehuetenango, informó sobre una nueva consulta en el municipio mencionado a realizarse el día 02 de agosto del presente año.

Pese a la moratoria de minería a nivel nacional, las y los habitantes de las comunidades temen que se pueda otorgar licencias de explotación en este territorio, ya que este municipio se encuentra a pocos kilómetros de la Mina Marlin, por lo que la consulta comunitaria y su resultado ha sido una forma legítima de participación para decidir sobre sus territorios.

Durante la observación que se realizó se pudo constatar que muchas de las comunidades cercanas a la Mina Marlín subsidiaria de GoldCorp de Canadá tenían temor de participar en la consulta, pues muchas personas fueron amenazadas días antes.

La Asamblea Departamental de Pueblos de Huehuetenango, ADH y la Junta Coordinadora de la Consulta Comunitaria de Santa Ana Malacatán (Malacatancito) el día de ayer 04 de agosto, dieron a conocer en conferencia de prensa los resultados finales el cual fue un rotundo NO con 8059 votos en contra y 3 a favor de los proyectos mineros y otros mega-proyectos que puedan afectar su vida y su territorio.

Esta es la consulta de buena fé número 29 de 32 municipios que se celebra en el departamento de Huehuetenango.

Esta decisión colectiva se suma a las más de un millón de guatemaltecos y guatemaltecas que rechazan los megaproyectos, que han ocasionado muchos daños en los territorios: división comunitaria, persecución, intimidación, órdenes de captura, asesinatos, intentos de asesinato, contaminación, etc. Estos mega-proyectos además de contribuir al incremento del cambio climático y la escasez de los recursos naturales para subsistir, han causado varios conflictos a nivel del territorio guatemalteco.

En el audio adjunto pueden escucharse algunos de los testimonios de organizadores y participantes de este consulta.

Imagen: ceibaguate.org

Previous post

Boletín Ecológico de Panamá # 81

Next post

Mujeres se toman el puente sobre río Grande de Térraba (Video)

No Comment

Deja un comentario...