Panamá

Sociedad civil panameña llama al Gobierno cese la represión a productores

El contexto panameño de fin de año ha estado manchado por la represión gubernamental a manifestantes del sector agropecuario quienes han alzado su voz en contra de las medidas implementadas por la política del Presidente Juan Carlos Varela de desprotección, principalmente en lo referente a la desmedida importación de productos agrícolas, a gran escala.

Desde detenciones injustificadas, persecuciones, difamación, y una comunicación donde la sociedad panameña ha evidenciado la falta de disposición para solucionar las demandas de los productotres, lo cual ha generado sendos comunicados de diferentes sectores de la sociedad civil.

El 21 de diciembre, la organización Polo Ciudadano exigió libertad cuando la Procuraduría de la Nación, siguiendo órdenes del gobierno nacional procedió a la detención de dirigentes de los gremios de productores nacionales de la península de Azuero, acusándolos de graves delitos por los incidentes ocurridos en la protesta realizada por centenas de productores en Divisa el 18 de diciembre. El comunicado del Polo Ciudadano denuncia que dichas detenciones violan el artículo 9 de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los campesinos, aprobada el 17 de diciembre de 2018.

“Esta criminalización de la legítima protesta campesina debe servir para presionar a la Asamblea Nacional para adoptar ese instrumento jurídico. Hace meses los productores vienen demandando algo simple y lógico: controlar las importaciones desmedidas que atentan contra la producción nacional, especialmente en tiempos de cosechas. Para lo cual han pedido reformas a la ley que creo la Autoridad Panameña de Seguridad Alimentaria (AUPSA). Esta institución, cuyo nombre es un chiste de mal gusto, no funciona para asegurar la alimentación de la población panameña, ni tampoco el sustento de nuestros productores, sino que en realidad es la llave que permite a un puñado de empresas y comerciantes hacer su agosto, importando a bajos precios y calidad no verificada, pero que no se refleja en una baja de la canasta alimenticia”, acota la denuncia.

Ese mismo día, la Confederación de Estudiantes Universitarios de Panamá -CEUPAN, hizo un llamado al Gobierno Nacional a que cese los operativos, capturas y arrestos contra los productores y enfoquen dicha inteligencia policial en perseguir el crimen y la delincuencia que está azotando las calles del país.

“Exhortamos a que el Estado cumpla a cabalidad y propicie políticas que permitan la debida superación y desarrollo de la cadena agroalimentaria”, concluyen los Presidentes de Federaciones de universidades estatales.

Por su parte, la Federación de Asociaciones Profesionales de Panamá -FEDAP, expresó que “nos encontramos ante un escenario complejo para el sector agropecuario, en donde los intereses de los sectores económicos vienen promoviendo por años la destrucción del agro y se están alineando con el gobierno de turno”. Además denunció que promueven tratados de libre comercio sin consultas, y la importación y reducción de aranceles a los importadores especuladores, para provocar la aniquilación del sector agropecuario.

Finalmente, la Asociación de Trabajadores Sociales de Panamá -ATSOP, en un comunicado que firma su Presidenta, Kenia Batista, hizo un llamado al Gobierno a que en estas fechas de fin de año propicie una sana convivencia libre de violencia, y sea el promotor de la mediación y la negociación para poder que se vislumbren situaciones favorables para ambas partes.

“El Gobierno tiene la responsabilidad de colocar a tomadores de decisiones con la capacidad de establecer acuerdos que no sean procesos que dilaten el diálogo, puesto que de lo contrario, ocasiona que la parte en demanda cambios caigan en el descontrol. La historia nos ha enseñado que las personas que sienten que sus derechos son vulnerados salen a las calles, exigiendo respuestas. No hay ningún grupo que salga a las calles por un motivo distinto a expresar que sus derechos les están siendo vulnerados, por tanto la respuesta no puede ser represión”, solicitó ATSOP.

La resolución a las justas demandas de los productores tiene diferentes miradas, Polo Ciudadano, concibe el surgimiento de un gran movimiento político nacional que una a campesinos medianos y pobres, trabajadores agrícolas y asalariados urbanos, profesionales, amas de casa y estudiantes, ATSOP aboga para que se utilice la vía de la mediación, la negociación y la comunicación asertiva, la que prepondere en la búsqueda de la solución de los conflictos en la actualidad, y el Congreso de la Comarca Ngäbe-Buglé, Región Kodri, ha hecho recientemente un llamado a articularse en una manifestación que movilice a diferentes sectores a nivel nacional para presionar por la resolución de las demandas de los productores.

Texto de Sharon Pringle Félix

Presidenta de ATSOP


Toribio Díaz, Congreso de la Comarca Ngäbe-Buglé, Región Kodri

Previous post

Intereses particulares sobre territorios indígenas en la Amazonia brasileña

Next post

EZLN: veinticinco años

No Comment

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *